Artículos 2020
Tranquilos, hay que vencer al COVID-19

A comenzado la tercera etapa de la reactivación, que suponemos que para ciertas partes del país va a jugar un papel muy importante, porque van a tener que estar en cuarentena completa durante un tiempo extendido, obviamente ayer miércoles 01 de julio mucha gente se lanzó a las calles desesperadamente, muchos de ellos a tomar microbuses, colectivos u otro medio de transporte, esto congestionó la ciudad. Felizmente el Gobierno con buen tino ha subvencionado los pasajes, de tal manera que ya puede ser negocio para aquellos que se dedican al transporte masivo.

También están estudiando la forma de abrir restaurantes, pero conservando la distancia social y teniendo un cuidado exhaustivo, entendemos que después de cuatro meses de encierro la mayoría de personas están desesperadas por trabajar y estarán en movimiento continuo, ya que de ello depende las compras de su canasta básica para poder subsistir, asimismo pagar sus compromisos adquiridos, como estudios, servicios básicos y todas sus necesidades apremiantes.

Hoy en día, existe algo muy preocupante en nuestro país, esto se debe obviamente a la falta de la producción de oxigeno medicinal y a la falta de hospitales o clínicas, las cuales están totalmente copadas. El Perú tiene que hacer un esfuerzo sobrehumano para poder construir de manera muy acelerada, hospitales, los cuales deben estar abastecidos tecnológicamente y ayude a sobrevivir a todas las personas que están en un trance difícil.

Tanto los Estados Unidos de América, como Brasil y México se encuentran en problemas con esta pandemia, muchas personas han perdido la vida y esperemos que esto descienda rápidamente. Los científicos están tratando de conseguir un remedio o vacuna, Dios quiera que se concreta lo antes posible. Mientras tanto nuestros conciudadanos tienen que entender que deben respetar la distancia social y todas las reglas que las autoridades tratan de imponer en estos momentos tan difíciles, hay que tener mucho cuidado por donde se camina y también protegerse contra la delincuencia que está azotando nuestras ciudades.

Lo que muchos deben evitar, es realizar viajes en la carretera evadiendo así roces con gente de mal vivir y también accidentes no deseados, otro tema importante es la reapertura de iglesias para que las personas que necesitan refugiarse en sus credos,  puedan tener tranquilad en sus almas.

Les deseo a todos que tengan tranquilidad y que combinen con sus trabajos como podemos salir de este empañamiento, el cual vivimos por primera vez en nuestra historia de vida.

Artículos Anteriores
- Que Dios nos ayude
- 124 Años de Libertad
- Tomemos decisiones buenas
- Vamos a salir
- Tiempos difíciles
- Dios nos ayude
Enlaces de interés:
aliplast promperu ambiente plastic plast gip aimplas